Hámsters, curiosidades y cuidados. Guía completa

El hámster suele ser una de las primeras opciones cuando se elige una mascota para los más pequeños de la casa. Los hay de diferentes colores y tamaños y su pelaje y amoroso aspecto los convierte en mascotas muy populares.

Pero en realidad los hámsters no son tan cariñosos, ni la mascota ideal para niños. Este pequeño roedor es bastante exigente en sus necesidades y cuidados. A continuación te contamos todo lo que debes saber sobre los hámsters.

Qué es un hámster

En realidad el nombre de estas pequeñas mascotas peludas es “cricetino” (cricetinae). Los cricetinos son una subfamilia de los roedores que conocemos de forma común como hámsteres. 

El término hámster es una palabra alemana que deriva del alto alemán medio procedente del antiguo eslavo eclesiástico. 

Terminología aparte, el hámster es un animal originario de Rusia, China y Mongolia, extremadamente limpio, muy similar al ratón, de cuerpo regordete y pelaje muy suave. Las orejas, patas y cola del hámster son muy cortas. 

Hamster

Tipos de hámster

La familia de los cricetinos (recuerda que ese es el verdadero nombre de los hámsters) agrupa a un total de 7 géneros subdivididos a su vez en 19 especies que presentan características similares en cuanto a color, tamaño o densidad de manto. 

Aunque hay unas razas más demandadas que otras, todos los hámsteres tienen una particularidad en común: presentan unas bolsas en la cara interna de las mejillas llamadas abazón que utiliza para depositar la comida antes de ingerirla y poder trasladarla a su refugio cómodamente. 

Hámster Común, Sirio o Dorado

Es el hámster más demandado como mascota. Alcanza unos 15 centímetros de largo y pesa entre 85 y 150 gramos. Su pelaje acostumbra a ser marrón con el vientre blanco, aunque existen variaciones de colores del manto que combinan incluso hasta tres tonalidades. 

Dependiendo del color de su pelaje recibe un nombre u otro, de ahí que hayas escuchado hablar del hámster siamés, ruso, arlequín o chino, entre otros. Su esperanza de vida es de aproximadamente 3 años.

Hámster de Angora

Es una raza de hámster derivada del hámster dorado o sirio, aunque no resulta fácil conseguirlo debido a su gran demanda, ya que tiene el pelo largo y sedoso y un aspecto muy amoroso. 

Hámster Enano

Son mascotas que apenas alcanzan los 7 a 10 cm de tamaño y pesan entre 25 y 50 gramos. Con respecto a los otros hámsters, el hámster enano es un roedor muy pequeño. Este grupo de hámsters puede ser de 4 tipos diferentes:

Hámster enano de Campbell

Pueden llegar a alcanzar los 10 cm de largo y su pelaje suele ser de color gris, a excepción de la zona del vientre, que es de color blanco. Este tipo de hámster suele ser muy juguetón y quizás es el más sociable de todos. 

Hámster enano ruso:

También es conocido como hámster Siberiano, es muy similar al anterior, pero tiene el pelaje más corto. Su esperanza de vida es muy corta, ya que apenas alcanza 1 año de vida. 

Hámster enano Roborowski

Mide como máximo 9 centímetros y suele ser de color marrón. Es un hámster muy activo y curioso al que le gusta vivir en pareja o en grupo. El hámster enano Roborowski es el más pequeño de los hámsteres enanos.

Hámster enano de china

Es el hámster enano más grande de todos. Conocido también como hámster listado chino, tiene un pelaje suave y muy denso, de una tonalidad grisácea conocida como “color rata”. Es uno de los más recomendables junto con el Sirio, aunque ¡es muy vago! 

Características de los hámsters

El éxito y la popularidad de los hámsteres como mascotas es debido a su gran capacidad de adaptación a la vida en cautiverio y el poco espacio que necesitan para vivir, siendo posible tener una mascota de estas características sea cual sea el tipo de casa donde resides.

Los diferentes tipos de hámsters que existen presentan tamaños muy variopintos, aunque la media suele ser muy similar y se mueven dentro de un rango muy concreto. Por eso los hámsteres, desde los más pequeños hasta los más grandes, suelen medir entre  8 y 35 cm, siendo una mascota muy pequeña. 

La tonalidad del pelaje de los hámsters puede ir desde el blanco o el amarillo hasta los tonos más oscuros de negro o marrón, presentando combinaciones diferentes y muy llamativas.

Aunque el hámster no es un animal salvaje al uso, en el momento de excavar su refugio suele mostrarse rabioso. Para ellos sus madrigueras son de vital importancia, ya que es allí donde esconden su alimento y donde se reproducen.

Este tipo de comportamientos puede resultar sorprendente si tenemos en cuenta que se trata de una mascota muy tranquila que suele dormir durante todo el día y mantenerse especialmente activo de noche

Eso sí, durante su descanso no escatimará esfuerzos en demostrar que no le gusta ser importunado, mostrando ciertas particularidades de su carácter como la autoridad. 

Este comportamiento en especial es fácil de observar en el hámster sirio, que acostumbra a ser bastante dominante y no permitirá a ningún otro inquilino en su jaula. Sin embargo, los hámsters enanos prefieren la compañía y su carácter es bastante más amigable. 

¿Cuánto vive un hámster doméstico?

Aunque su longevidad vendrá determinada por el tipo de hámster, la esperanza de vida media de estos pequeños roedores es de entre 1 y 3 años, dándose algún caso muy particular en el que pueden alcanzar los 4 años de vida. 

La alimentación o el entorno en que vive el hámster pueden ayudar a prolongar un poco su vida, estando especialmente atentos a cualquier modificación en su conducta o su aspecto y detectando posibles enfermedades a tiempo.

De forma muy genérica, podríamos decir que a menor tamaño de la especie, menos esperanza de vida tiene. Y, aunque resulte sorprendente, los hámsteres salvajes viven más que los hámsteres domésticos que viven en cautividad. 

Según su especie, los hámsteres suelen vivir más o menos tiempo. 

El hámster dorado acostumbra a vivir entre 2 y 3 años, al igual que el hámster chino, mientras que el hámster ruso solo tiene una esperanza de vida de 2 años y el hámster Roborovski puede superar los 3 años de vida. El hámster Campbell puede llegar a vivir entre 1.5 y 3 años. 

El hámster es uno de los animales domésticos cuya vida es más corta, por lo que debemos tener este dato en cuenta, especialmente si lo elegimos como mascota para un niño, antes de adoptarlo.

Qué comen los hámsters

A los hámsteres les gustan las semillas, las frutas, los vegetales, los granos o las nueces, e incluso el maíz. Su comida es muy variada y los hámsteres que viven en libertad suelen complementarla comiendo insectos, lagartijas, ranas y otros animalillos pequeños. 

En el caso de los hámsteres domésticos, lo recomendado es que su dieta esté basada en un 16% de porcentaje de proteínas y un 5% de grasa.

Para darle una vida lo más saludable y larga posible a tu hámster es necesario que le aportes una dieta completa y muy equilibrada. 

Por eso, en nuestro catálogo de comida para roedores encontrarás una amplia variedad de comida para hámsters que darán cobertura a todas sus necesidades nutricionales al estar elaboradas con diferentes tipos de grano, frutas e incluso hierbas deshidratadas.

Pienso para hámsters

Los granos y semillas para hámsters son la base de su menú diario. Una comida para hámsteres de calidad contiene una baja proporción de nueces, trigo y semillas oleicas y lo ideal es darle a tu mascota entre 10 y 15 gramos de este alimento al día.

Comida fresca para hámsters

Ocasionalmente, es muy beneficioso que le des alguna alegría a tu pequeño peludillo  con fruta y verdura a modo de snacks para hámsteres. Puede ser una rodaja de pepino o de zanahoria, escaramujo, una uva pasa o incluso un trocito de pimienta.

Eso sí, que sean siempre trozos muy pequeños y asegúrate de retirar de su jaula lo que no coma. 

Para cubrir las necesidades de proteína para hámsteres puedes darle un par de veces por semana un insecto _como los grillos disponibles en tiendas especializadas_ o carne picada desgrasada, queso o incluso yogur.

Recuerda que la base de la dieta de los hámsters son las semillas y los granos, así que el aporte proteico debes limitarlo a pequeñas dosis y en días alternos, sin superar las 2 o 3 dosis por semana. 

Estos complementos son una delicatessen para tu hámster y tal vez consigues, si te armas de paciencia, que llegue a comerlos directamente de tu mano. 

Comida hamster

Alimento para sus dientes

Los hámsteres son roedores, así que les encanta roer. Darles algún tipo de alimento duro les ayudará a mantener esta rutina y a cuidar sus dientes para tenerlos en las mejores condiciones. 

Proporciónale a tu hámster una barrita de alimento duro para roer de vez en cuando o un poco de heno, que son complementos alimenticios ideales para hámsteres y les ayudan a mantener su salud bucodental.

Bebedero para hámsters

En lo que respecta al agua, lo mejor para una jaula de hámster es una botella de agua pequeña invertida, que resulta más cómoda e higiénica que un bebedero de cuenco tradicional. Lo mejor es elegir un modelo pequeño que nos obligue a cambiar el agua con frecuencia.

Cuidados básicos del hámster

El hámster es un animal que vive perfectamente en cautividad y en espacios muy pequeños, por lo que sus cuidados, aunque no son excesivos, sí son muy concretos. 

El hámster es una mascota nocturna, por lo que tal vez no es el mejor compañero de juegos para un niño ni es muy recomendable situar su jaula en el dormitorio, ya que sus momentos de actividad no serán coincidentes. 

Uno de los aspectos más importantes que debes cuidar de tu hámster es su alimentación. Como señalamos anteriormente, ésta debe ser muy equilibrada. El motivo es que los hámsteres son una mascota con especial tendencia a la obesidad, y este factor puede afectar directamente a su longevidad. 

Aunque los hámsteres mantienen una buena rutina de higiene, es conveniente que peines su pelaje de vez en cuando y le cortes las uñas cuando le crezcan demasiado. Hay peines especiales para su manto y cortaúñas para hámsteres para hacer estas tareas más sencillas. 

Si decides tener un hámster como mascota, lo mejor es que dejes que conozca su jaula y su nuevo hogar por sí mismo, sin intervenir en sus descubrimientos. Deja que el hámster conozca cada complemento de su jaula y descubra dónde está cada cosa.

Animal (a)social

Los hámsters son bastante solitarios y no llevan bien la compañía de otro animal que no sea de su especie. De hecho, esta ermitaña mascota también suele rechazar a otros hámsteres, a excepción de algunas familias como los hámsteres enanos.

No es conveniente que dos machos convivan en una misma jaula, ya que son mascotas muy territoriales, aunque también hay que prestar especial cuidado en caso de que el hámster hembra tenga crías, ya que el macho podría lastimarlas y es conveniente separarlo. 

Es posible que tu hámster se muestre muy reacio al contacto físico, ya que son animales a los que no les gusta ser molestados. Si decides manipularlo, es fundamental que estés muy tranquilo y que no haya ruidos molestos.

Los hámsteres pueden percibir el estado de ánimo de las personas y estresarse, llegando a morder para defenderse si se siente importunado o si algún ruido llega a molestarle.

Hamster chateando

Higiene del hámster

Los hámsters suelen ser animales a los que les gusta a limpieza y se mantienen muy aseados limpiando su cuerpo ellos mismos, de ahí que no sea necesario bañarles. Además, un resfriado en un hámster podría tener consecuencias desastrosas. 

Para mantener la higiene de tu hámster lo único que tienes que hacer es cuidar la limpieza de su jaula. Para ello, lo más recomendable es limpiar la jaula del hámster una vez por semana con agua caliente y jabón, sin usar ningún tipo de producto químico.

Una vez al mes es conveniente desinfectar la jaula por completo para evitar la proliferación de parásitos que dañen la salud del hámster. Evita usar productos perjudiciales, en nuestra tienda online encontrarás productos específicos para la desinfección de la jaula del hámster.

Curiosidades de los hámsters

Como adelantamos, el término hámster tiene origen germánico. De hecho, proviene de la palabra alemana hamstern, que significa “almacenar”. Este término define a la perfección una particularidad del hámster, ya que esconde la comida en las bolsas de sus mejillas para guardarla hasta depositarla en su madriguera.

Aunque los hámsteres son sencillos de cuidar y relativamente pacíficos, morderán si se sienten asustados o sorprendidos. Es una mascota que duerme de día, así que pretender acariciarlo durante ese horario garantiza un pequeño mordisco de disgusto. 

La vista no es una de las grandes cualidades de estos pequeños roedores. De hecho, los hámsteres tienen muy mala vista y se orientan segregando un olor fácilmente identificable. Los hámsteres encuentran su camino al restregarse contra los objetos dejando un rastro de olor que les ayudará a volver a su madriguera. 

Como buenos roedores, los dientes son una parte muy importante para los hámsteres. Los dientes de los hamster crecen continuamente, por lo que roer madera, alimentos duros o palitos les ayudará a mantenerlo cortos y evitar que se dañen al tenerlos demasiado largos.

Haciendo uso de una de sus peculiaridades, si el hámster hembra siente que sus crías puedan correr peligro las pondrá en las bolsas de su boca y las trasladará a un lugar seguro. De este modo, el abazón no solo es útil para trasladar comida, sino para mantener a la familia a salvo.

Otra de las curiosidades de los hámsteres, especialmente de los hámsteres que viven en libertad, es que pueden mantener su cuerpo frío bajo tierra incluso en los ambientes más calientes.

Enfermedades de los hámsters

Su modo de vida nocturno puede hacer que los primeros síntomas de las enfermedades más comunes en los hámsteres pasen desapercibidas, por eso es conveniente que prestes atención a cualquier alteración o síntoma y los revises con frecuencia.

Hamster en el veterinario

Cola mojada

La enfermedad más famosa, común y contagiosa en el hámster es la cola mojada o ileitis proliferativa. Su similitud con la sintomatología de la diarrea puede hacer que se confundan, pero no son lo mismo en absoluto.

Diarrea o estreñimiento

Estas patologías son dos enfermedades muy comunes en los hámsteres. Ya que los síntomas son bastante opuestos es fácil diferenciarlas y apreciarlas durante la limpieza de la jaula. 

Daños en los abazones

El sus sacos bucales, los hámsters pueden sufrir heridas o abscesos producidos por alimentos excesivamente pegajosos o que se encuentran en mal estado y que les impiden vaciar los abazones correctamente. Esta enfermedad es fácilmente apreciable ya que la inflamación de las mejillas del hámster es muy evidente.

Infecciones y abscesos

En los hámsteres pueden producirse bultos de pus subcutáneos, en cualquier parte del cuerpo, notablemente sobresalientes que resultan dolorosos y son de coloración rojiza. A diferencia de los tumores, que permanecen estáticos, los abscesos suelen presentar restos de las heridas que los han originado.

Los abscesos en los hámsters están causados por infecciones bacterianas o parasitarias, además de por cortes, heridas o mordeduras que no se han curado correctamente.

Ácaros y hongos

Si observas la piel de tu hámster irritada, o incluso alguna calva, y un comportamiento que denota un picor excesivo en zonas donde presenta eccemas o costras, es muy posible que tu hámster tenga hongos o esté infectado por algún tipo de ácaro. 

Observa su comportamiento. Es una mascota muy tranquila que si durante el día presenta un mayor movimiento o inquietud de lo normal es un claro síntoma de la enfermedad.

Lesiones

Los contactos entre diferentes hámsteres pueden dar pie a mordeduras, no solo durante las peleas, sino como parte de su rutina de juegos. Las mordeduras, cortes o lesiones pueden producir infecciones que causan daños a tu mascota de no ser atajadas a tiempo.

Irritaciones oculares

Otra de las enfermedades más comunes de los hámsteres son las irritaciones oculares o las infecciones en los ojos. Producidas por enfrentamientos con otros hámsteres o por agentes externos como el polvo, el heno, una infección bacteriana o la astilla de la madera, los ojos del hámster son especialmente sensibles y es conveniente intervenir daños mayores.

Enfermedades pulmonares

Un cambio de temperatura brusco o la permanencia en una zona donde existen frecuentes corrientes de aire pueden producir fácilmente un resfriado. Esta afección es una de las patologías más frecuentes y peligrosas en los hámsteres, ya que pueden derivar en una bronquitis o una neumonía si no se cura a tiempo y correctamente.

Tumores

Los bultos internos y externos que desarrollan los hámsteres están motivados por el aumento de las células que lo conforman, pudiendo ser benignos o malignos. Un tumor es un bulto que permanece inmóvil al tacto y que, de ser maligno y presentar capacidad invasiva y metástasis, recibe el nombre de cáncer. 

Aunque estas son las enfermedades más comunes de los hámsteres, existen muchas otras que pueden afectar a la salud de este pequeño roedor. Si observas cualquier comportamiento extraño de tu hámster o algún síntoma de enfermedad, es conveniente que consultes inmediatamente con un veterinario.

La reproducción de los hámsters

Tal vez quieras tener varias mascotas o decidas tener una pareja de hámsteres que pronto serán padres de una diminuta prole, ya que un hámster hembra es fértil desde las pocas semanas de vida. 

La reproducción de los hámsteres presenta varias peculiaridades que es conveniente tener en cuenta si decides ampliar la familia. De entrada, presta especial atención a la hembra, ya que su comportamiento es muy agresivo.

Por una parte, la hembra de hámster puede llegar a lastimar al macho en su intento de proteger a sus crías, por eso es importante mantenerlos separados desde el momento en que las crías nacen. 

Además, si la camada es especialmente grande, la hembra de hámster puede desarrollar un comportamiento caníbal, decidiendo comerse a las crías que considera más débiles para asegurar la supervivencia del resto y poder cuidarlos adecuadamente.

Aun cuando no ocurra esto, no toques a las crías hasta que tengan, al menos, dos semanas de vida. Al manipularlos modificas su olor y la madre puede no reconocerlos, por lo que puede ocurrir que los rechace. Recuerda que la vista no es una de las grandes cualidades de los hámsteres y que se guían por el olor.

Durante la reproducción y cría de los hámsteres, es conveniente aumentar el porcentaje de proteínas en la alimentación de la hembra y proporcionarle comida en abundancia para compensar su gasto calórico. 

Puedes humedecer el alimento con aceite de hígado de pescado o darle pequeños trozos de huevo cocido como complemento nutricional.

Jaulas para hámster

Los hámsteres domésticos suelen vivir en jaulas especiales para ellos. Lo mejor es elegir una jaula para hámsters que disponga de una base sólida que no se oxide. Coloca la jaula de tu roedor en un lugar donde no reciba la luz directa del sol ni se encuentre expuesta a corrientes de aire.

La higiene y la limpieza es fundamental para un hámster y sus madrigueras suelen representar ese gusto por lo aséptico. El hámster organiza su jaula en sectores donde están claramente diferenciadas las zonas de descanso, alimentación, deshechos y ocio.

Para un hámster es suficiente una jaula de unos 40x40 cm, preferiblemente de dos alturas para que disponga de un mayor espacio de movimiento, aunque si te lo puedes permitir siempre es mejor que dispongan de la mayor superficie posible para ejercitarse.

Los barrotes de la jaula de hámster deben ser horizontales, ya que eso les permitirá trepar por ellos y mantener una buena rutina de ejercicios y divertirse. 

Elige un modelo cuyas características te permitan realizar las tareas de limpieza con facilidad e incluye una capa de lecho donde el hámster tenga espacio para excavar, ya que es una de sus grandes pasiones. Eso sí, evita el serrín, ya que no es un material muy indicado para ellos.

Ofrécele a tu hámster diferentes espacios donde desarrollar su actividad nocturna y diaria, como una casa para hámsteres donde dormir, los comederos y bebederos para hámster que mejor se adapten a su jaula y a sus necesidades o diferentes productos para hámster aptos para su entretenimiento.  

Accesorios para hámster

El hámster mantendrá una vida activa por la noche, por lo que puedes ubicarle un laberinto, trozos de madera para que se ejercite y cuide su dentadura, una piscina de arena para hámsteres para sus baños secos y la típica rueda para hámsters.

Lo mejor es que la rueda para que se ejercite tu pequeño amigo no sea muy pequeña para que no dañe su columna y que tenga una superficie lisa que impida que enganche las patas al correr. 

Los accesorios para hámster son ilimitados y podrás elegir una gran variedad de opciones para aportarle diversión, cuidados y todo el entretenimiento que tu curioso amigo necesita. En MisMascotas tenemos todo lo que necesitas para darle a tu hámster una vida larga, saludable y divertida.

Eso sí, de vez en cuando no viene mal que lo dejes correr en libertad por la casa, teniendo especial cuidado de las zonas en las que puede esconderse o de que vaya a mordisquear algo inapropiado.

Los hámsters son ideales para hogares de poco espacio, ya que es un animal de tamaño muy pequeño.

Vídeo sobre hámsters

Aprende más sobre los hamsters en este vídeo:

MisMascotas te pide que aceptes cookies para fines de rendimiento, redes sociales y publicidad. Las redes sociales y las cookies publicitarias de terceros se utilizan para ofrecerte funciones de redes sociales y anuncios personalizados. ¿Aceptas estas cookies y el procesamiento de datos personales involucrados?

Cookies necesarias
Las cookies necesarias ayudan a hacer una página web utilizable activando funciones básicas como la navegación en la página y el acceso a áreas seguras de la página web. La página web no puede funcionar adecuadamente sin estas cookies.
Nombre de la cookie Proveedor Finalidad Caducidad
PrestaShop-# www.mismascotas.es Esta cookie permite conservar abiertas las sesiones del usuario durante su visita y le permite pasar un pedido o toda una serie de funcionamientos como: fecha de adición de la cookie, idioma seleccionado, divisa utilizada, última categoría de producto visitado, productos recientemente vistos, acuerdo de utilización de servicios del sitio, identificador del cliente, identificador de conexión, apellido, nombre, estado conectado, su contraseña cifrada, e-mail relacionado con la cuenta del cliente y el identificador del carrito. 480 horas
Cookies de marketing
Las cookies de marketing se utilizan para rastrear a los visitantes en las páginas web. La intención es mostrar anuncios relevantes y atractivos para el usuario individual, y por lo tanto, más valiosos para los editores y terceros anunciantes.
Nombre de la cookie Proveedor Finalidad Caducidad
sib_cuid Sendinblue Recoge información de la navegación del usuario en la web y sus preferencias. Se usa para dirigir un bolentín potencial a raíz de esta información. 1 año
Contenido no disponible